Razones por las que elegir una cocina de color negro

Razones por las que elegir una cocina de color negro
5/5 - (3 votos)

Decidirse o no por una cocina de color negro suele generar muchas dudas. Lo cierto es que hasta no hace mucho no era un color habitual en mobiliario de cocinas. Sin embargo, poco a poco, se va abriendo hueco en las tendencias decorativas y en nuestros hogares. Si aún no te has decidido, tal vez podamos convencerte explicándote algunas de sus ventajas.

El negro: un color siempre elegante

El mobiliario en color negro, sea cual sea la estancia en la que se coloque, siempre aporta un aire de elegancia y, a la vez, de sofisticación. Si eres de los que busca que su hogar se caracterice por un toque de distinción único y que nunca pase desapercibido, una cocina de color negro será ese elemento definitivo.

Combinaciones perfectas

En una cocina de color negro es muy fácil introducir elementos en diferentes materiales o colores y conseguir combinaciones visualmente muy atractivas. Un clásico que nunca falla es combinar el negro con la calidez de la madera. En ambientes rústicos, la piedra en tonos grises es un gran acierto. Y si hablamos de estilos cosmopolitas o industriales, el material por excelencia es el acero.

¿Y en lo que se refiere a colores? Los contrastes siempre funcionan bien en una cocina de color negro, desde la luminosidad del blanco a la elegancia del gris o la fuerza del amarillo o el naranja. Y, si hay espacios en los que estas combinaciones funcionan especialmente, es en cocinas más pequeñas.

Cuestión de espacio

En una cocina de color negro, mezclar colores, materiales y texturas no tiene solo un efecto estético. Eligiendo bien esas combinaciones, se puede conseguir que la estancia adquiera visualmente profundidad. Si tenías en mente una cocina en color negro, pero tu casa no es muy grande, no renuncies a ella.

Si colocas, por ejemplo, un antepecho en cristal o acero y potencias mucho la iluminación, el brillo y los reflejos conseguirán que la estancia no se vea reducida. Déjalo en manos de profesionales y verás que tu sueño se puede hacer realidad.

Electrodomésticos integrados o no

Para quienes buscan un estilo más minimalista o prefieren cocinas de estilo más compacto, en una cocina de colores negro también se pueden integrar los electrodomésticos. Sin embargo, una de las mayores ventajas del mobiliario en este color es que los electrodomésticos en acabado acero quedan perfectos. Incluso en blanco encajan sin grandes problemas.

Revestimientos para una cocina en color negro

Otra de las razones para elegir una cocina en color negro es que es muy sencillo crear ambientes únicos jugando con los revestimientos. Por ejemplo, un azulejo tipo metro en blanco es ideal para dar a la estancia un toque vintage, siempre que se elijan unos muebles de corte algo más clásico.

Pero también es muy sencillo dar vida a ambientes rústicos optando por una baldosa hidráulica tradicional. Con ese mismo tipo de baldosas, pero en colores y diseños más modernos, una cocina en color negro ofrecerá un aire cosmopolita y atrevido. Y, si te decides por dejar las paredes desnudas y simplemente pintarlas, tendrás una cocina de estilo minimalista espectacular.

Sin problemas de limpieza

Es fácil que hayas pensado que una cocina en color negro es difícil de limpiar. Nada más lejos de la realidad. Se mancha como cualquier otra y la limpieza será igual de sencilla si tienes la precaución de elegir mobiliario con tratamiento antihuellas.

En definitiva, hay muchas razones para elegir una cocina de color negro. Realmente no existen motivos que te obliguen a renunciar a ella si es lo que más encaja con tu estilo y el ambiente que quieres crear en tu hogar. En ARTY Cocinas & Obras te ayudamos conseguirlo.

Atención al cliente
Llamar